Blogia
Emprender no es tarea fácil

I. Información general

Aprende a VENDER tu ‘START UP’

Fuente: http://www.expansion.com/2013/04/12/emprendedores-empleo/emprendimiento/1365785443.html

Si lo que te va es poner en marcha nuevos negocios, no permitas que la gestión de tu primera ‘start up’ te ahogue. Venderla a tiempo te proporcionará el capital, los contactos y la experiencia necesarios para dar rienda suelta a tu espíritu emprendedor. Aprovecha la oportunidad para lanzar al mercado otra idea de éxito o convertirte en ‘business angel’ y seguir alimentando el ecosistema empresarial.

Ángel María Herrera es emprendedor y, desde que en 2005 diera el salto al mundo empresarial, ha creado siete empresas.Influenzia, que pone en contacto a bloggers y marcas, y Bubok, una plataforma de autopublicación de libros, son dos de las más conocidas. También es uno de los artífices de Fundación Iniciador, dedicada a fomentar el emprendimiento en el mundo. “Alguno de mis negocios han fracasado, eso es parte del juego y te permite aprender de los errores. Otros siguen adelante, pero sin mí. La clave para tener una trayectoria como ésta y avanzar es ser consciente de lo que realmente haces bien. Creo que soy bueno iniciando nuevos negocios, pero no tanto consolidándolos. Por eso, tras cinco años en Bubok decidí pasar el testigo a Jorge Mejías para que la dirigiera y la hiciera crecer. Eso me da espacio para dedicarme al siguiente proyecto, en el que me empeño con la misma pasión que en los anteriores”, afirma Herrera, quien no concibe a los emprendedores que persiguen el lucro rápido y fácil con la venta de su empresa: "Es una decisión que obedece a tus principios. La línea positiva es venderla para que crezca. Hay que ser congruente con los valores que han generado tu negocio".

Si has invertido pasión, empeño y muchas horas de trabajo en la puesta en marcha de un negocio, y observas que el proyecto no te llena quizá ha llegado el momento de quedarte a un lado y valorar la venta de la compañía en beneficio de su supervivencia. Miguel Arias es socio fundador de Imaste, una plataforma de ferias y eventos virtuales que el año pasado fue adquirida porON24, una compañía estadounidense dedicada a soluciones de eventos virtuales y webcasting.

Arias explica que "el emprendedor tiene una mente inquieta, un espíritu que suele estar ligado a encadenar varios proyectos –serial entrepreneur– pero, a veces, cuando la start up que has creado se hace demasiado grande te diluyes, la gestión te puede ahogar. Por eso conviene saber desligarse para crear otros proyectos que te llenen. Cuando vendes tu negocio no sólo adquieres una mayor capacidad financiera, además dispones de una red de contactos y una credibilidad que te ayudan a avanzar como empresario o te animan a convertirte en business angel. Es complicado tener dos ideas brillantes, pero puedes ayudar a que otras se hagan grandes. En España faltan grandes campeones de Internet".

Ése es uno de los objetivos que también tiene por delante Françoix Derbaix. Artífice de Top Rural yRentalia, firmas que vendió el año pasado a Homeway e Idealista.com, respectivamente, además de trabajar en la puesta en marcha de nuevos proyectos, este emprendedor ha invertido en el desarrollo de 19 start up. "Top Rural fue la décimooctava compañía que adquiría Homeway. En España, a diferencia de Estados Unidos, hay pocas organizaciones que se arriesguen de verdad como lo hizo Telefónica cuando compró Tuenti. Es necesario que se produzcan más compras para que sea rentable que los emprendedores puedan salir de su negocio y crear otros nuevos", asegura Derbaix. Añade que hay que hacer entender al mercado que vender una compañía forma parte de su ciclo de vida: "La compraventa es necesaria para que los empresarios tengan la oportunidad de financiar a otros".

Al margen de tus objetivos posteriores, si te planteas desprenderte de tu negocio debes procurar dejarlo en manos de alguien capaz de hacerlo crecer. Recuerda que una venta que persigue la especulación puede suponer un punto negro en tu trayectoria como emprendedor y en tu credibilidad, si pretendes invertir en otras start up en un futuro. Para dar con el mejor postor Raúl Herrero, profesor de la EOI en el área de proyectos de innovación, apunta que es recomendable acercarse a la competencia o a través de business angels: "He asistido a varias rondas de financiación. Creo que es el mejor lugar para dar con el comprador más fiable".

Detectar a los especuladores

 
Traspasar una empresa de forma correcta depende de un proceso exquisito, de lo contrario la marca del emprendedor quedará dañada. Miguel Gordillo, socio de eGauss –firma de inversión de start up–, señala que es relativamente sencillo detectar al emprendedor especulador, aquel que sólo persigue el lucro rápido. "Cuando se le pregunta por los ingresos ordinarios y sostenibles de la sociedad no da una respuesta convincente. Explica que procederán de la publicidad o de la venta de alguna aplicación. Se trata de un modelo de negocio que puede ser o no muy rentable, pero que no es el que nosotros buscamos".

Víctor Navarro, emprendedor y creador de Tikcode –portal que permite recuperar parte del dinero de las compras habituales–, define a los especuladores como personas muy egocéntricas: "Cuando entran en una sociedad lo hacen otorgando un alto valor a su know how, experiencia y contactos. Por eso exigen un sueldo elevado y tener más acciones. Sin embargo procuran arriesgar poco capital". Para defenderse de ellos Ángel Luengo, artífice de24symbols –una plataforma que facilita libros gratis–, recomienda dejar muy claros los roles y la participación de cada socio en los estatutos de la sociedad: "Si uno de ellos decide vender su parte hay que establecer los términos en los que se produce esa transferencia de acciones. Las claúsulas tienen que ser muy específicas".

Según Nacho de Pinedo, fundador del Instituto Superior para el Desarrollo de Internet (ISDI), "cualquier socio está en su derecho de vender su parte al mejor postor y enriquecerse con ello. La mejor manera de gestionar estos posibles conflictos de intereses es asociarse con personas que compartan la misma visión estratégica de la empresa. También es un asunto que se puede reflejar en el pacto de socios, estableciendo unas condiciones o mayorías cualificadas para la venta".

Ander Michelena, creador junto con Jon Uriarte de Ticketbis –dedicada a la compraventa de entradas para eventos– identifica el drag along –derecho de arrastre– como una de las claúsulas más usadas en el pacto de accionistas: "Favorece al socio mayoritario. Si los socios que poseen más de un porcentaje del capital social toman la decisión de vender, los minoritarios deberán hacerlo, si así lo solicita el comprador, de manera que se venda el cien por cien de la sociedad. Por otra parte, el tag along–derecho de acompañamiento– permite a los socios minoritarios vender su parte, si el mayoritario toma la decisión de vender a terceros".

¿Eres un Iniciador o un Continuador?

 
La tasa de actividad de las start up aumentó en 2012 un 9,34%, algo de lo que no pueden presumir las empresas que llevan entre uno y cinco años en el mercado: el 34,5% desaparecieron. Estos datos, que reveló el Global Entrepeneur Monitor (GEM) España 2012 presentado el pasado lunes, confirman que el espíritu emprendedor existe, pero parece que los españoles no somos tan buenos en dar larga vida a las empresas de nueva creación.

Joan Torrent, director de UOC Business School, los define como emprendedores iniciadores: "Lanzan nuevas propuestas de utilidad al mercado y cuando alcanzan mínimos de rentabilidad o existe una previsión con cierta consistencia, venden y se empeñan en el desarrollo de otra nueva idea".

Estos emprendedores son especialistas en identificar las necesidades de negocio, las propuestas de utilidad y detectar nuevas oportunidades que pueden cambiar el mundo. Según Torrent, otras de las características que diferencian a estas mentes inquietas de aquellos que crean un negocio con la única intención de venderlo en poco tiempo es "que generan una nueva actividad, están presentes en toda la economía y se mueven por sus capacidades de iniciación". Pero no hay que olvidar que el tejido empresarial no puede crecer sin la existencia de otro tipo de emprendedores. Son los continuadores, empresarios que creen en una actividad, poseen una visión a largo plazo y cogen el testigo de los iniciadores por la sostenibilidad de la empresa.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

FORMACIÓN dirigida a emprendedores

Arquitectos, médicos, abogados, amas de casa, profesores, pintores, etc. Cualquiera puede tener iniciativas emprendedoras, no hace falta que se tengan estudios superiores. Sin embargo, hacen falta ciertos conocimientos de empresa para poder gestionar la futura empresa adecuadamente. Hasta ahora lo normal era hacer un MBA en el que además de adquirir los conocimientos básicos de empresa se ampliara la red de contactos o tirar del autoaprendizaje (puede ser un poco peligroso). Pero ahora llegan a España los masters para emprendedores.

Según las estadísticas, solo un 10% de los estudiantes de MBA tienen pensado poner un proyecto en marcha. Con estos masters para emprendedores quieren conseguir aportar un valor diferencial respecto a los MBA comunes para un colectivo de gran importancia para la economía.

Para los que han estudiado la carrera de empresariales, no se hasta que punto un master de estas características puede ayudarle, si bien es verdad que durante la carrera (por lo menos en mi caso) siempre se nos ha formado para dirigir y administrar empresas y no para crearlas.

En mi opinión, ¿qué debes valorar en un master para emprendedores?

- Caracter práctico: a emprender se aprende emprendiendo. Te pueden contar cómo lanzar el negocio, pero nunca sabrás qué es lanzar un negocio hasta que lo hagas. Por eso, un master para emprendedores debería servir para que la gente con una idea de negocio pudiera lanzarla de forma tutorizada mientras le van enseñando.

- Calidad del profesorado: entre los profesores debe haber directivos de empresa y, por supuesto, emprendedores de éxito, no solo catedráticos. De esta forma cada uno podrá aportar lo mejor de si mismo, desde la parte teórica, la experiencia personal y la parte de gestión. Los visitantes también son importantes.

- Estructura del master: ¿cuántas horas se dedican a la práctica y cuántas a la teoría? ¿Cuánto trabajo se llevará a cabo en las aulas y cuánto fuera de ellas? ¿Qué asignaturas se van a impartir? Estas son algunas preguntas importantes que hay que hacerse antes de elegir un master.

- Caracter internacional: en un master no todo es aprender. Una parte importante es ampliar tu red de contactos. Si el alumnado es internacional y con estudios muy variados, la riqueza de las clases será mayor y la calidad de tus relaciones seguramente también.

- Master reconocido oficialmente: nunca se sabe dónde se va a terminar el día de mañana y por eso es importante que el master sea oficial. De esta forma, en el caso de que quieras trabajar en una empresa y que tengan en cuenta tu postgrado o como profesor y hacer un doctorado lo tendrás más fácil.

Os dejo unos cuantos masters específicos para emprendedores.

- Universidad Pompeu Fabra (Barcelona)
- Universidad Rey Juan Carlos (Madrid)
- Universidad Politécnica de Madrid (Madrid)
- Escuela Europea de Negocios (Madrid)
 
Si alguien conoce otros postgrados dirigidos a emprendedores, por favor, que los comparta en comentarios.
 

¿Matan las GRANDES EMPRESAS a las START-UPS?

¿Matan las GRANDES EMPRESAS a las START-UPS?

 

Seguro que te ha pasado alguna vez. Tienes en mente una buena idea de negocio y al poco tiempo lees en todas partes que tal gran empresa acaba de lanzar un servicio o producto nuevo, que casualmente es como el que tú tenías en mente. Te ha podido incluso pasar cuando ya estabas creando la empresa. ¿Se acabó el juego o por el contrario no ha hecho más que empezar? No te desanimes, si sabes jugar bien tus cartas, tienes muchas posibilidades de triunfar.

Ventajas de las nuevas Start-Ups frente a las grandes empresas

Innovación: normalmente las Start-Up tienen mucha más facilidad para innovar, ya que son más flexibles. Además, tener una gran empresa compitiendo contigo te va a forzar a innovar constantemente, salirte de lo ya establecido y ofrecer un valor añadido importante. En pocas palabras, ser más competitivo. Salvando algunos casos (Google por ejemplo), las grandes suelen tener problemas para innovar fuera de producto/servicio.

Cercanía al cliente: las grandes empresas y sobre todo sus directivos suelen estar muy lejos del cliente. Están tan arriba en la estructura jerárquica del negocio que les da vértigo mirar hacia abajo. Pero tú, como pequeña y reciente empresa, estas a pié de calle, entiendes muy bien las necesidades de tus clientes y puedes recibir información facilmente.

Flexibilidad: al contrario que las grandes empresas, las Start-Ups pueden probar y cambiar rápidamente cantidad de aspectos de la empresa. En una gran empresa todo tiene que pasar por la aprobación de cantidad de personas y cualquier cambio, por pequeño que sea, puede suponer un quebradero de cabeza para muchos y por lo tanto no se lleva a cabo. Imagina un gran transatlántico intentando esquivar una roca y una pequeña embarcación intentando esquivar la misma roca. La reacción de la pequeña embarcación siempre será más rápida.

Gran desventaja de las Start-Ups frente a las grandes empresas

Los medios de los que dispones: si, las grandes empresas disponen de más recursos económicos y personal, pero eso no lo es todo. Muchos de las grandes negocios se crearon con muy poco y cada vez más se consiguen resultados más positivos invirtiendo menos recursos económicos.

La conclusión a la que se llega es que hoy en día ser más grande no te da mayor ventaja frente a las pequeñas empresas."No es lo grande lo que se come a lo pequeño, sino lo rápido a lo lento" Si eres más rápido y corres en la dirección adecuada, ganarás. Y quien sabe, si ven que puedes hacerles daño y que no pueden contigo, puede que saquen el talonario y tras unos cuantos ceros se quiten el problema.

Todo lo comentado en este post es perfectamente aplicable a las pequeñas empresas de toda la vida que suelen ver amenazada su existencia por la llegada de una más grande. Las que innoven vivirán y el resto estarán sentenciadas a muerte.

 

La estafa de los NEGOCIOS PIRAMIDALES

La estafa de los NEGOCIOS PIRAMIDALES

 

Seguramente hayas oído hablar alguna vez de estos "negocios" en los que te aseguran que con un poco de trabajo al principio conseguirás forrarte mientras juegas al golf, viajas o te dedicas a la vida contemplativa. Desde luego si te lo pintan así cualquiera podría estar interesado en un "negocio" como este. Pero que no te engañen, no son negocios realmente.

Estos "negocios" suelen recibir distintos nombres, desde negocio piramidal hasta negocio multinivel o red. Consisten en ir creciendo en base a ramificaciones, es decir, yo consigo, por ejemplo, 5 personas por debajo mío, estas 5 personas van consiguiendo más personas por debajo suyo, etc. Tú te llevas un % de tus ventas y de las ventas de los 3 niveles inferiores a ti.

¿Qué es lo que buscan realmente en estos "negocios"?

Comerciales que no les supongan carga alguna, es decir, no te van a pagar ningún sueldo, sino un pequeño % de lo que vendas será tu premio. Para llegar a tener un sueldo importante son muchísimas las ventas que debes conseguir (prácticamente imposible) Aunque digan lo contrario no suelen ser productos fáciles de vender.

¿Cómo funcionan?

La gente que se ha metido en esta espiral suele publicar anuncios para reunirte con ellos, convencerte para que formes parte de su "equipo" y te sitúes justo debajo de él. Yo he asistido a 2 reuniones de este tipo y siempre funcionan igual: te explican lo bien que vas a vivir en poco tiempo, te enseñan vídeos de gente conocida (pagada, por supuesto) que te dice que no hay mejor negocio en el mundo y te animan a pagar una pequeña cuota (que dicen recuperas pronto) en concepto de formación y royalties para poder iniciar la actividad. Te mandan unos CD’s, DVD’s y librillos y te invitan a distintas quedadas de gente que forma parte del "negocio".

¿Por qué debes huir de este tipo de "negocios"?

Basicamente porque no son un negocio, sino una estafa. Estos son algunos de los problemas que te encontrarías si aceptaras:

- No estás contratado en ningún momento, por lo que no tendrás ninguno de los derechos de los trabajadores.

- Si los productos se vendieran fácil, nunca se utilizaría esta forma de venta (se iría a canales de distribución comunes). Por lo tanto, te estás complicando la vida, no vas a conseguir vender nada.

- Vas a generar beneficios a otros que estén por encima y además tienen que pagar una entrada. De primeras ya has perdido dinero.

- Si todo el mundo se mete para ganar dinero sin hacer nada, nadie venderá nada y por lo tanto nadie ganará nada (solo el que recibe la cuota de iniciación)

- Puede ocasionarte serios problemas personales, ya que para recuperar la inversión y ganar algo de dinero vas a necesitar gente que también invierta, normalmente amigos y/o familiares. Cuando descubran el engaño de este negocio, te verán como el culpable.

¿Se puede hacer dinero con esto?

Sí si realmente te lo montas muy bien, pero dependerás en gran medida de las ganas que le pongan el resto. La probabilidad de que el resto de personas que están por debajo tuyo se implique al 100% es mínimo, pero lo dicho, si tienes mucha suerte puede que consigas algo.

Estos "negocios" son una forma legal de sacarte el dinero, así que por favor no caigas en el error de pensar que a ti te va a salir bien.

Si aún no te he convencido, echa un vistazo en este link donde lo explican más exhaustivamente.

Ser EMPRENDEDOR puede ser una putada

Sí, como lo oyes, por lo menos a mí me lo parece. Uno es emprendedor en muchos casos porque no encuentra un trabajo que le motive lo suficiente como para aportar un valor diferencial y despertarse diciendo, "si este fuera mi último día con vida, hoy seguiría haciendo lo que voy a hacer". Yo solo encuentro motivación cuando sé que estoy haciendo lo que realmente me gusta y hasta el momento no lo he encontrado en los trabajos convencionales. Sí es verdad que durante una temporada todo marcha genial, todo es nuevo y vas a gusto a trabajar, pero llega un momento en el que todo empieza a aburrirte y te preguntas, ¿qué hago yo aquí?

El problema llega cuando te das cuenta de que el camino que has elegido no es nada sencillo. Emprender no suele ser un camino de rosas.

- Emprender puede llegar a enganchar y es muy posible que no seas capaz de desconectar ni un momento. Puedes estar todo el día dándole a la cabeza con nuevas ideas o formas de mejorar las que ya tienes, incluso en muchos casos hasta por las noches mientras duermes. Terminas aburriendo al personal y tienes que aprender a priorizar.

- En muchos casos te sientes muy solo. Mucha gente de mi alrededor llega a entender lo que hago, pero en muchos casos me siento solo. Es como si les pareciera muy bien lo que hago, pero prefirieran que echara CV’s para conseguir un trabajo por cuenta ajena. ¿Quién les ha pedido que me digan lo que tengo que hacer con mi vida? Encontrarte con gente cercana que te intenta meter en la senda del trabajo por cuenta ajena puede llegar a ser muy frustrante, te sientes un incomprendido.

- Se suele caer en el gran error de compararse con otras personas. ¡Gran error! Mucha gente no está sacrificando lo que tu sacrificas al emprender y esto puede llegar a darte tanta envidia que dejes de perseguir tu sueño. Muchas veces desearías tener esos ingresos fijos al mes de muchos de tus amigos, pagas extra, poder hacer un gran viaje, comprarte una casa (sin una nómina seguro que el banco no te da ni un caramelo), en pocas palabras mayor seguridad y ocio, pero tú te tienes que conformar con muy poco. En mi caso, a las ganas de emprender se unen las ganas de independizarme, pero claro, me resulta casi imposible compatibilizar ambas cosas. Sin nómina, ¿cómo pago un alquiler o una casa?

- Decides asumir un riesgo que podrías evitar. Emprender siempre implica asumir unos riesgos, ya que como se suele decir, el que no arriesga, no gana. Pero esos riesgos se podrían evitar quedándose sentado en el sofá o trabajando para otro y muchas veces esto te puede provocar un quebradero de cabeza. La pregunta, ¿en donde me estoy metiendo?, puede venirte a menudo a la cabeza.

Por eso digo que ser emprendedor puede ser una putada, tienes que dejar de lado cosas que realmente valoras por un proyecto que no sabes si saldrá adelante. Solo sabes que crees en él como nadie y que las ganas que le vas a poner son muchísimas, pero aún así puedes fallar. Eso si, una cosa tengo muy clara, lo necesito, si no lo intento siempre tendré esa espina clavada y además, ¿tenga otra opción que me motive tanto?

TRÁMITES para constituir una sociedad

TRÁMITES para constituir una sociedad

Son muchos los trámites que se deben llevar a cabo para constituir una sociedad. Normalmente te puede llevar alrededor de 3 meses tener todos en orden.

Estos son los trámites a seguir:

1. Certificación negativa de nombre: este trámite servirá para poder poner el nombre que queramos a la sociedad. Para ello se envían 3 opciones para su validación. En caso de no ser válido ninguno de los 3, se deberán enviar nuevamente 3 más.

2. Redacción de escritura: este trámite sirve para fijar las bases de la empresa redactando los estatutos, en donde figuren los pactos y acuerdos entre los socios.

3. Otorgamiento escritura pública ante notario: se lleva ante notario la certificación negativa de nombre (1), la redacción de escritura (2) y el certificado de desembolso de capital mínimo requerido (en una cuenta bancaria creada para la empresa)

4. Impuesto de transmisiones patrimoniales y actos jurídicos documentados: en Hacienda (impreso 60s). Grava la constitución de una sociedad con el 1% del capital nominal inicial. Datos que te van a solicitar para rellenar este impreso: NIF, copia de escrituras y comprobante de haber hecho el pago del impuesto. Te dan una tarjeta provisional y cuando las escrituras pasan por el registro (2 meses) es cuando te dan la definitiva.

5. Inscripción en registros: hay que ir al registro mercantil (si no la empresa no existe), registro de la propiedad industrial (patentes y marcas), registro de la propiedad inmobiliaria (bienes inmuebles aportados y si están o no libres de carga, por ejemplo hipotecas) y, en su caso, registro de S.A.L y/o cooperativa.

6. Solicitudes especiales: en el caso de S.A.L y/o cooperativas.

7. Trámites en Hacienda: solicitar el CIF, el alta en el impuesto de actividades económicas (IAE, impreso 840) y declaración censal de comienzo de actividad (impreso 036).

8. Trámites en el ministerio de trabajo y seguridad social: inscripción en SS de empresa (impresos TA6 y TA7), inscripción en SS de trabajadores (TA1 y TA2), libros oficiales de matrícula y calendario laboral.

9. Trámites en el ayuntamiento: licencia de obra si procede, licencia de apertura de actividades y acreditación de que las instalaciones cumplen la normativa urbanística y reglamentación técnica e impuestos varios (impuesto sobre actividades económicas, impuesto sobre bienes inmuebles y plusvalía)

Como ves son cantidad de trámites y además tienes que ir de un lado para otro. Para ahorrarte tanto mareo, las Cámaras de Comercio suelen disponer de la ventanilla única en la que agilizan todos los trámites y si no hay empresas de apoyo a emprendedores en las que te hacen todo el trabajo.

 

¡Quiero una IDEA de negocio ya!

¡Quiero una IDEA de negocio ya!

 

A mucha gente le pasa, quiere crear un negocio pero no tiene esa idea con la que empezar a moverse. Además, cuando más la quieres menos te viene. ¿Qué se puede hacer?

Os voy a explicar algunas formas de generar ideas de negocio, que al menos a mí me han servido:

Sobre todo debes preguntarte:

- Qué me gusta hacer y en qué soy realmente bueno: por ejemplo, soy muy bueno organizando fiestas y además me encanta. Conozco mucha gente del sector.¿Por qué no montar una empresa organizadora de eventos?

Pero también puedes:

- Búsquedas en Internet: en Internet hay cantidad de páginas en las que suelen subir listas de ideas de negocio. En mi opinión estas ideas son muy genéricas, pero pueden servir para abrirte la mente. Nunca te quedes con la idea inicial, debes buscar ese enfoque distintivo.

- Busca negocios en otros países: mirar fuera de nuestras fronteras suele ser un muy buen ejercicio para generar ideas de negocio. Hay negocios que nunca te hubieras imaginado y que tarde o temprano suelen llegar a nuestro país (adaptado a nuestras costumbres, claro)

- Piensa en nichos de mercado y sus necesidades. ¿Están cubiertas?: por ejemplo, puedes pensar en los jóvenes recién titulados. ¿Qué necesidades tienen? Una de ellas puede ser encontrar su primer empleo, pero no tienen ni idea de como. Si montamos una academia de entrevistas de trabajo, explicándoles qué se pueden encontrar, cómo hacer una carta de presentación buena, etc. estaremos ofreciendo un valor diferente al mercado. Lo mismo podrías hacer pensando en los surfistas, montañeros, discapacitados, padres primerizos, gente que trabaja por las noches, etc.

- Busca negocios que han fracasado: ¿por qué fracasaron? ¿Cómo se podría mejorar ese negocio? Podrás encontrar negocios que no entenderás como pudieron llegar a existir y otros que murieron de éxito. Aprovecha el precedente, porque te puede dar mucha información muy relevante.

- Piensa en un sector y/o subsector determinado: ¿cómo puedo mejorar las ofertas de este sector? Hay cantidad de negocios muy mejorables, introduciendo por ejemplo nuevas tecnologías, otras formas de distribución, etc.

- Piensa en crear nuevos modelos de negocio: ¿qué pasa si pienso en distintas necesidades y les intento dar una solución única? Por ejemplo, transporte y aprendizaje. ¿Por qué no unirlas? Normalmente cuando nos desplazamos estamos mucho tiempo sin hacer nada, con suerte nos intentan entretener un rato. Pero, ¿por qué no aprovechar para aprender algo?

- Vete al extranjero y monta un negocio propio de tu país: por ejemplo, abre un negocio de tapas en el extranjero, vende vino, enseña español, etc. ¿Qué hicieron los chinos? Muchos de ellos han venido aquí a vendernos cantidad de artilugios y otros muchos a abrir restaurantes con comida típica asiática. Si un restaurante de estos lo abriera alguien nacional seguramente no tendría éxito. Lo mismo puede pasar si somos nosotros los que salimos, tendremos una ventaja competitiva dificilmente copiable.

Como ves hay muchísimas formas de generar ideas. Pero lo importante no es la idea, sino el valor distintivo con el que se va a cubrir la necesidad. Hasta los negocios más convencionales pueden tener mucho futuro si les hacemos un lavado de cara. Quédate siempre con la base y construye sobre ella un proyecto sólido.

Sea cual sea la idea que te surja, no olvides nunca ofrecer algo diferencial. No sirve nada hacer una copia de un negocio existente. Debes ofrecer algo distinto.

Forma jurídica, ¿AUTÓNOMO o SOCIEDAD?

Forma jurídica, ¿AUTÓNOMO o SOCIEDAD?

* En este link encontrarás toda la información referente a cada una de las formas jurídicas, sus ventajas y desventajas y las obligaciones que adquieres con cada una.

En esta tabla se muestran las formas jurídicas con las que se puede iniciar una actividad y sus aspectos fundamentales. Lo normal es empezar empleando una de estas 3:

- Empresario individual (autónomo)

- Sociedad de responsabilidad limitada

- Sociedad limitada nueva empresa (el nombre de uno de los socios debe aparecer en la denominación social de la empresa)

Hay que tener claras 2 cosas:

- Si creas una sociedad y vas a ser el administrador de la misma, tendrás que darte de alta igualmente como empresario individual.

- La responsabilidad como sociedad está limitada al capital aportado, pero tendrás mayores obligaciones (cuentas, etc.) y un mayor número de pasos a dar para crearla.

La forma de Sociedad Limitada Nueva Empresa se creó con la intención de agilizar el proceso para abrir el negocio (en 24-48 horas puedes iniciar la actividad). Además de la rapidez en su creación, tiene algunas ventajas fiscales durante el primer año desde su creación.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

La SEGMENTACIÓN del mercado es clave

Hoy he tenido la suerte de poder charlar con Amalio Rey, fundador de emotools y coach de emprendedores entre otras cosas. Nos hemos reunido unos cuantos emprendedores para que nos ofreciera su opinión sobre los distintos proyectos que estamos poniendo en marcha cada uno y nos ha explicado la importancia de hacer una segmentación adecuada del mercado para alcanzar el éxito.

Según nos comentaba, la experiencia le ha enseñado que los emprendedores solemos olvidarnos de hacer esta segmentación como deberíamos. Si no segmentamos a nuestros clientes lo suficiente, no podremos adaptarnos a sus necesidades de forma óptima. Como ejemplo nombraba a Inditex, que ha segmentado el mercado y ofrece una marca distinta a cada tipo de cliente.

Para explicarnos la importancia de este tema, nos ha resumido los 3 aspectos clave del marketing cuando estamos emprendiendo (hay muchos más, pero estos serían los más importantes)

- Producto: características del producto

- Segmentación/Target: características del cliente potencial

- Comunicación: canales y mensaje a comunicar

Debemos tomar una decisión.

- Producto fijo y nos dirigimos a un público amplio

- Cliente fijo y ofrecemos una variedad de productos

Al segmentar el mercado podemos buscar ventajas competitivas fuera del producto (ofrecemos un producto a un público concreto sin gran competencia acechando), pero si no lo segmentamos solo nos queda buscar la ventaja competitiva en el producto.

La verdad es que esta reflexión tiene mucho sentido y como se suele decir, el negocio cada vez más se encuentra en los nichos del mercado que no están explotados. Por lo tanto, a la hora de pensar en los clientes, trata de segmentarlos lo máximo posible.

La EDUCACIÓN que has recibido poco te va a ayudar

Si lanzarte a emprender te da miedo es porque nos han educado así. No te culpes, tú no has tenido mucho que ver en todo eso, es solo que siempre te han enseñado teoría sin desarrollar las competencias para ponerla en práctica.

Desde que entramos en el colegio hasta que salimos de la universidad nos han bombardeado con cantidad de información, alguna muy interesante y otra no tanto, que rara vez emplearemos para algo. Además se nos evalúa en función de cuanta información hemos aprendido y los errores que cometamos se penalizan en vez de aprovecharlos. Es una pena, pero ese miedo o respeto que tienes a emprender seguramente se deba a esto.

Párate a pensar en la educación en USA. ¿No te llama la atención que el número de personas que emprenden en USA sea muy superior? ¿O que las empresas valoren sus MBA’s como los mejores del mundo?  Por algo será y seguramente no por la cantidad de contenidos aprendidos, sino por las competencias adquiridas.

Por lo tanto, para emprender no tienes que saber mucho, sino tener las competencias necesarias.

Voy a poner un ejemplo tonto para ver lo absurdo de la educación de hoy en día.

Yo quiero aprender a esquiar, así que voy a una escuela de esquí que hay en mi ciudad (donde ni siquiera nieva) y me apunto a un cursillo de 3 meses. Me enseñan de todo, desde la historia del esquí, los tipos de prácticas de esquí que existen, los sitios donde puedo esquiar, como se gira y como se frena, etc. Yo que soy muy buen estudiante me lo aprendo todo al dedillo y saco un 10 alto en el examen. ¡Genial! Debo ser uno de los mejores esquiadores del mundo, ¿no? Cuando voy por primera vez a esquiar, me pongo los esquís y descubro que no tengo ni idea.

Las habilidades necesarias para esquiar solo se adquieren esquiando, cayéndose y levantándose. Lo mismo pasa con el emprendizaje. Y al igual que esquiar la primera vez da mucho respeto, emprender también.

Un dato muy revelador sobre el tema es que muchos de los grandes emprendedores nunca fueron a la universidad o no la terminaron.

¿Qué debe cambiar en la educación? Sobre todo estos factores:

Dejar de penalizar el error y aprovecharlo para aprender de él. ¿Por qué no provocar situaciones desfavorables para aprender a salir de ellas? Si no cometes errores realmente no aprendes.

Aprender la teoría con la práctica, pero la práctica real, no la de las aulas. Las prácticas en empresas los veranos ayudan, pero deben ser de mejor calidad en muchos casos y más enfocadas al desarrollo de competencias.

Enfocar las asignaturas en base a las competencias a desarrollar. ¿Por qué se enfocan las matemáticas como un montón de operaciones, en vez de como una forma para mejorar la agilidad mental o estructurar la información? Muchas veces nos enseñan las matemáticas sin saber su aplicación directa con la vida. Así es imposible entenderlas.

Enseñar a encontrar la información, ya que ésta evoluciona y cada día más rápido y lo que aprendas hoy quedará obsoleto en poco tiempo. La información está en todas partes y no tiene mucho sentido almacenarla en el cerebro sin un propósito.

Por lo tanto, si quieres emprender pero te da miedo, lánzate. Cometerás errores pero aprenderás de ellos y si la primera vez no funciona, la siguiente estarás mejor preparado. Muchos de los emprendedores de éxito no triunfaron a la primera, es más, cometieron cantidad de errores pero los aprovecharon para no caer la siguiente vez.

El LOW COST se ha sacado de contexto

Si estás pensando montar un negocio Low Cost, espero que conozcas bien qué es lo que este término realmente significa. Muchos negocios de este tipo no lo llegan a comprender y en vez de Low Cost ofrecen productos/servicios de peor calidad.

Está muy extendido pensar que Low Cost significa:

- Peor calidad del producto/servicio

- Precios más bajos que la competencia

Sin embargo, Low Cost no tiene por qué implicar precios más bajos y muchísimo menos peor calidad del producto/servicio.

Por lo tanto, ¿qué es el Low Cost? Es una forma de gestión de la empresa en la que el coste es estudiado exhaustivamente para lograr ser una empresa más eficiente (se eliminan o reducen al mínimo todos los costes que no aportan valor al producto/servicio) y ajustar la oferta con lo que realmente aporta valor al cliente.

¿Cómo se consigue ofrecer un producto/servicio de la misma calidad a un precio menor sin ir en contra del margen de beneficio? Como hemos mencionado existen 2 motivos básicamente.

- Gestión eficiente: estudio pormenorizado de los costes, eliminando todos los que no aportan valor al producto/servicio.

- Oferta ajustada: ofrecer únicamente lo que es relevante para los clientes y eliminar todo lo que no aporta valor.

Un ejemplo para entender qué es y qué no es Low Cost lo encontramos en el sector del turismo. Un hostal para jóvenes suele ser muy barato (20€ o menos la noche), pero no tiene por que ser un negocio Low Cost. Sin embargo, la cadena de hoteles Chic&Basic si es un negocio Low Cost (alrededor de 80€ la noche).

¿Cuáles son las diferencias? Mientras que en el hostal pagas realmente por el servicio que se te ofrece (habitación y baño compartido, camas y habitaciones simples, etc.), en los Chic&Basic pagas menos de lo que hubieras pagado por ese servicio (buena localización, habitaciones confortables, kit de productos de aseo completo, televisión, etc.)

Otro ejemplo lo encontramos en las compañías aéreas de bajo coste. En mi opinión EasyJet o Ryanair no son realmente compañías Low Cost, sin embargo Virgin América si lo es. EasyJet y Ryanair han conseguido optimizar los gastos, pero también han ido en contra de la calidad del servicio (asientos incómodos, sin espacio, no reclinables, etc.) Sin embargo, Virgin América ofrece un servicio en muchos casos incluso mejor que el de otras compañías, a mejores precios y con mayor margen de beneficio.

¿Tiene que verse reflejada la optimización de los gastos en el precio para que la empresa sea low cost? Para nada. Simplemente con el mismo precio que la competencia logrará unos mejores resultados.

En resumen, ten cuidado si estás pensando en montar un negocio Low Cost, porque puede que caigas en la tentación de eliminar costes derivados de acciones que sí aportan valor a tu oferta.

Las características del buen EMPRENDEDOR

Son muchas las características de un buen emprendedor. Voy a mencionar las que a mi juicio son las más importantes:

- Amor por la aventura: emprender es una gran aventura. Vas a tener que gestionar miles de temas, entender siempre muy bien el terreno en el que estas jugando, estar a alerta por si surgieran cambios importantes que te van a afectar, etc. Por si fuera poco vas a tratar con personas con necesidades muy distintas y no siempre vas a poder contentar a todas. Si prefieres las aventuras a estar sentado en una oficina haciendo trabajos mecánicos, tienes una de las características que definen al emprendedor.

- Asumir y controlar el riesgo: si quieres ser emprendedor debes saber que vas a tener que asumir riesgos. El que no arriesga, no gana. Pero eso sí, no asumas más riesgo que el estrictamente necesario y aprende a decir basta. En muchas ocasiones, si una idea no funciona es mejor no seguir invirtiendo ni tiempo ni dinero en ella, ya que el agujero será cada vez mayor. No funciona y punto. Un truco para no cometer errores es ponerte desde un principio un tope a invertir en la idea. A partir de este punto es mejor dejarlo, aunque hayas perdido (podrías perder mucho más si sigues)

- Pasión por el proyecto: si tu no crees y no tienes pasión por el proyecto que vas a emprender, ¿quién lo va a tener? En esta vida todo funciona mucho mejor si lo haces motivado y con pasión. Por ejemplo, Steve Jobs, cofundador de Apple, desprende pasión y motivación allá donde va y eso lo notan los compradores. O Edurne Pasaban, primera mujer en coronar los 14 ochomiles, no hubiera logrado su propósito sin la motivación y pasión necesarias.

- Flexibilidad: un buen emprendedor no puede obcecarse en una idea y no soltarse aunque no obtenga ningún resultado. Posiblemente con un pequeño cambio consiga ir por la senda adecuada, pero si va ciego hacia lo que para el tiene que ser, pues va mal. Se tiene que adaptar a las circunstancias, porque éstas son siempre cambiantes. Por ejemplo, Zara nunca había contemplado la venta de prendas desde Internet, pero ahora vende desde su Web en un puñado de países y tiene pensado aumentar el servicio. El mercado ha cambiado y se han tenido que adaptar. Si no vendieran desde Internet, seguramente en el futuro perderían facturación.

- Ser fuerte: mucha gente no te apoyará o te dirá que estás loco de remate. En muchas partes del camino te encontrarás con problemas y nadie estará a tu lado para ayudarte. Tienes que ser fuerte para saber que muchas veces estarás solo y que no te entenderán, pero eso no significa que vayas mal. Normalmente las ideas que menos adeptos tienen se convierten finalmente en grandes éxitos. Por ejemplo, ¿quién le veía el sentido al iPad? Yo creo que nadie, pero...las cifras de venta son espectaculares.

Por lo tanto, y resumiendo un emprendedor es una persona fuerte que tiene pasión y alta motivación por emprender una aventura en la que deberá asumir riesgos, los cuales deberá minimizar siendo flexible.

Ideas INNOVADORAS: concepto erroneo

Hay una cosa que me suele sentar fatal y es que muchas de las ayudas se suelen ofrecer a ideas de creación de empresa innovadoras. Este hecho no me parecería mal, para nada, si por innovadoras no se entendiera únicamente tecnológicas. Qué pasa, que las ideas de negocio que se basan en ofrecer servicios no tecnológicos a la sociedad no son innovadoras? O las empresas que fomentan los cambios organizacionales?

Se ha hablado y se sigue hablando mucho de la innovación, pero en mi opinión no siempre se habla como el concepto amplio que es. La innovación no es solo tecnológica, sino que puede encontrarse en cantidad de procesos y aspectos de la empresa y la vida diaria.

Por ejemplo, es muy innovador que las empresas tengan estructuras organizativas planas, en las que el personal no tenga horario, sino una serie de horas a trabajar a mes y que puede trabajarlas cuando mejor le venga. Está demostrado que la productividad y la motivación de los empleados aumenta considerablemente, en otras palabras, todos ganan. Pero, poca gente habla de este tipo de innovación, como no tiene una base tecnológica...

Otro ejemplo. Es muy innovador tratar de cambiar el sistema educativo actual, no solo en cuanto a la tecnología, sino que también en cuanto al tipo de enseñanza. La información es accesible y existe en cantidades a veces excesivas, pero y el desarrollo de competencias? En muchos colegios todavía no se trabaja la imaginación, la creatividad o el trabajo en equipo adecuadamente. Cambiar esto sí sería innovador y positivo para la sociedad. Por qué crees que se produce un fracaso escolar tan elevado? Exacto, por una educación no adaptada a las necesidades actuales.

¿Qué es, por lo tanto, innovación? Innovación es mejorar cualquier aspecto, no solo de la empresa, que permite obtener mejores resultados. Por lo tanto, no es innovación crear una máquina cuyo desarrollo cuesta más que el beneficio real que va a generar en la empresa.

Hay gente que inventa artilugios sin sentido y a eso se le llama innovación. Pero, nos estamos volviendo locos?

Posiblemente la confusión venga de la incapacidad de medición de la innovación en base a factores distintos de:

- inversión en I+D (el desarrollo se relaciona con la tecnología)

- número de patentes

Por favor, vamos a procurar favorecer otro tipo de proyectos de negocio que no tengan una base tecnológica. Muchos son muy innovadores y no pueden acceder a concursos por no tener esta base. Que triste.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

La materia prima del emprendedor: la IDEA

Está bastante claro que todo emprendedor debe tener una idea clara y realista de lo que quiere crear.Aunque parezca mentira, hasta en éste punto podemos tener problemas. El problema puede llegar por dos partes: o no tiene ninguna idea que le entusiasme o tiene demasiadas. Ninguna de las dos opciones es recomendable, te puedes volver loco!

En mi caso tengo demasiadas ideas de negocio a las que les veo mucho futuro. Cuando digo demasiadas es que cada día me surgen por lo menos 2 ideas que no me suelo poder quitar de la cabeza! Esto que significa? Que puedo llegar a aburrir al personal tratando de encontrar puntos fuertes y débiles de la idea, debatiendo su viabilidad, etc. y que me cuesta concentrarme en el negocio que estoy poniendo en marcha, vamos, un desastre.

Pero bueno, no nos vamos a quejar, porque también sé lo que es querer tener una idea, esa chispa con la que todo empieza a iluminarse, y que no te venga ninguna a la cabeza y la verdad que es muyyy desesperante. Además, cuando más la quieres, menos opciones tienes de que te venga a la mente...

Pero, qué es un emprendedor sin una idea? Pues la verdad sea dicha, un pobre con hambre y sin pan.

Si eres como yo, no te dejan de surgir ideas interesantes, en mi opinión lo mejor que puedes hacer es:

- escribírtelas en alguna hoja excel y dejarlas documentadas, pero sin entrar a la investigación de si es o no viable como negocio. Únicamente plasma la idea. De esta forma en el futuro podrás echar mano de ella.

- compartirlas con gente que quiere crear su negocio y que no tiene ideas, de esta forma por lo menos alguien conseguirá sacar un provecho de los productos de tu mente. Existe cantidad de redes de emprendedores donde puedes publicarlas.

- buscar gente cercana a tí para ver si quieren lanzarla contigo, aunque te dediques a seguir desarrollando tú negocio. De esta forma la tendrás siempre cerca y harás feliz a otra(s) persona(s).

- la peor de todas aunque también válida, olvidarla. Luego no te arrepientas cuando leas que otros la han desarrollado y que tienen unas perspectivas futuras de lo más favorables...

Si eres de los que están deseando tener una idea y no les viene, lo mejor que puedes hacer es:

- dejar de buscarla y te llegará con toda seguridad cuando estés en el baño, conduciendo o leyendo algún artículo del que no entiendas ni la mitad.

- que te registres en alguna red de emprendedores (esta opción es recomendable para todos) e intentes nutrirte de toda la información que suele publicarse en estos portales.

- viajar y ver qué existe fuera de nuestras fronteras es una muy buena opción de obtener buenas ideas. Muchos negocios del extranjero se pueden importar con pequeños matices (por ejemplo, Facebook & Tuenti) y además tener la certeza de que está funcionando, por lo menos fuera de nuestro país.

- buscar negocios que murieron de éxito e intentar copiarlos, pero corrigiendo sus errores. El portal Adagreed es un claro ejemplo de lo que estoy diciendo (este portal te daba puntos por ver publicidad y luego los podías canjear por regalos). Fue tal el éxito (muchísimas altas en el portal en muy poco tiempo) que no consiguieron crecer en número de anunciantes a la misma velocidad y tuvieron que cerrar (con mayúsculo mosqueo por parte de los usuarios, que nos sentimos engañados). Qué hubiera pasado si los ingresos se hubieran controlado generando invitaciones para darse de alta? Seguramente seguirían en funcionamiento.

- Y si nada de todo esto te sirve, siempre nos quedarán las franquicias. Son una buena oportunidad para asegurarse, a cambio de unos pagos a la marca y estar un poco más atado de pies y manos en cuanto a las decisiones a tomar, el éxito del negocio.

Siguen viniéndome cantidad de opciones para generar ideas de negocio, pero lo verdad podría llegar a aburrir demasiado pronto. Espero que este post sea de vuestro interés!

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres